martes, 27 de mayo de 2014

COCAINE BLUES: 10 CANCIONES SOBRE LA COCAINA

Hablemos de 10 canciones sobre la cocaína...

Cocaine blues (o recopilatorio de desayuno para Tony Montana) es una selección de 10 canciones que tratan sobre lo que Joaquín Sabina, otro gran conocedor del tema, denominó en una de sus canciones como la pálida dama, la cocaína.  Las drogas, además de ser una gran fuente de inspiración para una gran cantidad de bandas y artistas desde que el pop es pop, son una temática muy utilizada, y es que en el mundo del rock ya se sabe, esto es el showbussines. He aquí 10 canciones para esnifar.  

1- Cocaine Blues (BOB DYLAN)
Este clásico de la música popular es una recreación de una canción tradicional llamada “Little Sadie”, que en los años 40 fue llevada al estudio por gente como Woodie Guthrie y que popularizaron entre otros Johnny Cash o en este caso el historiador del folk Bob Dylan, con una variante radical del tema y de la letra original, que tiene menos intensidad narrativa. “Every time my baby and me go up town/ Police come and they knock me down/ Cocaine all around my brain”

2- Ride a White Horse (GOLDFRAPP)
Escrita por Alison Goldfrapp, es una de las canciones más `cool´ escritas sobre la cocaína y una perfecta oda a la noche en las pistas de baile de la pasada década. Elegante. Sexy. Adictiva. Glamurosa. Tranquilos, posiblemente sea ironía. O no. El caso es que seguramente más de uno se haya alegrado en los baños de la discoteca cuando ha sonado en la pista. “I want blisters/ You're my leader/I wanna ride on a white horse/ I want to ride on a white horse/ Oh I love this feeling/ Feels like forever”.

3- Moonlight Mile (ROLLING STONES)
La vida en la carretera puede ser muy dura y es lo que expresa esta magnífica e infravalorada balada de los Rolling, grabada allá por 1970 en una de las sesiones nocturnas a las que faltó Keith Richard por estar completamente noqueado, y es que las referencias a las drogas son más que evidentes y la cocaína ayudaba a mantenerse despierto para grabar enormes temas como este. “When the wind blows and the rain feels cold/ With a head full of snow/ With a head full of snow

4- Cocaine (J.J. CALE)
Aunque más popular en boca de Eric Clapton, gran asiduo de la dama blanca durante una larga época, la original de Cale es un alegato contra las drogas, en la cual otorga a la cocaína el estatus de persona (“She don´t lie”). Según Clapton, que donó las ganancias del single a un centro de desintoxicación, este tema universal habla de la adicción a las drogas y cómo los jóvenes pueden destrizar sus vidas consumiéndolas: “If you wanna hang out you’ve got to take her out; cocaine/ If you wanna get down, down on the ground; cocaine

5- The White Lady Loves You More (ELLIOTT SMITH)
Personaje depresivo y tóxico, extremadamente sensible, Elliott Smith bajó a los infiernos para no regresar, tal como atestigua su excepcional obra, en la que pueden encontrarse joyas de los 90 dedicadas a la droga, como esta. Y es que la cocaína es un(a) aliada para los espíritus depresivos, levanta el ánimo para hacerlo caer con más fuerza y te agarras más y pesa más y… “You keep your things in a place meant to hide/ But I know they're there somewhere/ And I know that's where you'll go tonight

6- Station to Station (DAVID BOWIE)
El delgado Duque Blanco fue el más monstruoso de los alter-ego de Bowie, un personaje amoral surgido de la tremenda ingesta de cocaína a la que se sometió el músico a mediados de los 70 y cuyo culmen quedó retratado en un álbum sublime, cuya grandiosa canción homónima recoge ese espíritu químico y vampiresco, Durante su grabación no faltó ni un gramo, “The world is yours” debió pensar Bowie: It's not the side-effects of the cocaine/ I'm thinking that it must be love/ It's too late to be grateful/ It's too late to be late again

7- Meds(PLACEBO)
No es ningún secreto que Placebo ha hablado con soltura en todos sus discos de las drogas en muchos de sus formatos. La canción que abre este álbum homónimo está contado desde la perspectiva de un adicto a la cocaína enamorado que tiene dificultades para enfrentarse a la realidad sin estar colocado, “¿Cariño, se te ha olvidado tomar tus medicinas?”, le pregunta ella. Una relación muy sana.  “I was confused by the powers that be/ forgetting names and faces/ Passers by were looking at me/ as if they could erase it

8-Snowblind (BLACK SABBATH)
Los Black Sabbath de Ozzy Osbourne fueron grandes consumidores de drogas, incluida cocaína, por supuesto, y cuya marca se deja ver en canciones como esta, en la que retratan los efectos de la droga blanca por el cuerpo y la mente, tratándola de benefactora suprema con el tono épico de costumbre: “What you get and what you see/ things that don't come easily/ feeling happy in my vein/ icicles within my brain/ (cocaine)/ Something blowing in my head/ winter's ice, it soon will spread/ death would freeze my very soul/ makes me happy, makes me cold

9- Morning glory (OASIS)
"All your dreams are made when you're chained to the mirror and the razor blade" Sentirse bien no cuesta tanto después de un par de rayas cada mañana, “need a little time to wake up”, y más si en tu cabeza suena “Tomorrow never knows” de los Beatles. Este corte escrito por Noel Gallagher es todo un subidón de adrenalina, justo como el tema del que trata y que tan bien conocía el mayor de los hermanos. Una joya de los 90 que produce el mismo efecto al escucharla que una buena raya. “What´s the story, morning glory? Empalme.

10- Cocaine blues (JOHNNY CASH)
Porque la versión de este clásico de la música folk estadounidense llevado a cabo por Johnny Cash seguramente sea más fiel al original que la de Dylan, merece la pena tenerlo en cuenta. La canción cuenta la historia de Willy Lee, que bajo los efectos de la coca y el alcohol asesinó a una mujer, por lo que se pudrió en San Quintín; la clásica historia americana. Cash lanzó este tema justamente en la misma cárcel donde se pudrío el adicto asesino, en uno de sus directos míticos: “Early one mornin’ while makin’ the rounds/ I took a shot of cocaine and shot my woman down

© David de Dorian, 2014

Ilustración minimalista de Ronald Slabbers

(Ilustración: Ronald Slabbers)


No hay comentarios:

Publicar un comentario